Skip to content

Último peaje

marzo 21, 2013

 

ÚLTIMO PEAJE

Parece que ya está todo dicho por parte de algunos, desde luego yo no lo siento así.

Tal vez sea porque necesito poner en tela de juicio lo que para muchos es verdad, pero para ser sincera es porque lo que quiero es dignificar el trabajo que durante más de diez años llevo realizando. Me da igual el tiempo, podían haber sido diez meses. Esa no es la cuestión.

Soy profesora de vocación, nunca fue una salida profesional, ni por supuesto, un trabajo cómodo. ¡Si lo hubiera sabido…!

De unos años a esta parte, se ha tachado a los docentes de vagos, incultos, ser poco menos que culpables de la situación que vivimos y parece que todo va a más. Seguimos tirando del hilo y la culpa ahora es de los INTERINOS.

¡Vaya, los interinos! Los que hemos ido a los colegios que denominaban de “difícil desempeño”, a colegios de educación especial sin formación específica, a colegios bilingües sin serlo, a dar clases de adultos, a ser tutores y especialistas, a ser coordinadores de ciclo sin que nadie nos lo reconozca a efectos de méritos… Podría seguir pero no lo haré porque siempre pensé que eran retos y además un peaje que estaba pagando por ser interina.

En todos y cada uno de esos casos me preocupé de documentarme, de formarme y de seguir aprendiendo. Tan sólo nosotros mismos, con nuestro tiempo, nuestro dinero y nuestro buen hacer, pese a quien pese. Debía de ser otro peaje.

Las circunstancias por las que cada uno está donde está son tan personales como los nombres de todos los que estamos en las listas de interinos. Esos que durante años hemos impartido docencia sin que nadie se preocupara de evaluar el trabajo que estábamos realizando. ¡Qué ingenua! Creía que la manera en la que lo hacían, era reconociendo la experiencia que acreditábamos año tras año. ¡Mala suerte, ahora ya no vale! ¿Otro peaje?

Bueno, en algo me equivoco. Los alumnos que han pasado por nuestras manos, los compañeros que nos han tendido la mano, las familias que han depositado en nosotros su confianza… ellos sí me han evaluado.

Por cierto, muchas gracias por hacerlo. Algunos de los primeros estáis en la Universidad, de los segundos me seguís llamando para poner sobre la mesa algunas experiencias y compartir. De los últimos, me llena de orgullo cuando nos hemos visto y me habéis enseñado un cuaderno o unas notas después de años…

Es por mí, por muchos compañeros que se verán reflejados en esta situación y por cada comunidad escolar en la que se me ha permitido trabajar. Ellos nunca cuestionaron mi profesionalidad. Por eso me veo en disposición y el derecho de decir soy INTERINA sí, pero ante todo SOY PROFESORA.

Sonia Sanz

2 comentarios leave one →
  1. María Victoria González permalink
    marzo 23, 2013 12:53 pm

    …El haber sido interina durante años me ha dado la posibilidad de crecer como profesional. El conocer distintos colegios, distintas formas de organización, distintos modelos de equipos directivos e infinidad de compañeros con los que he compartido la experiencia educativa, han sido el pilar fundamental para mi crecimiento profesional.
    Estoy convencida de la necesidad de que todos los maestros y maestras fueran interinos por lo menos cinco años.
    Me he encontrado durante mi etapa interina ,en varias ocasiones, maestras que han sacado su plaza a la primera, maestras que no han tenido la ocasión de conocer otra forma de trabajar, maestras que (y no lo digo con ánimo de ofender) sólo son loritos que se aprendieron el temario de “pe a pa”, que están convencidas de que su trabajo es el mejor realizado puesto que son las que más saben, lo demostraron en una oposición siendo las número 1. A estas maestras las he visto hacer verdaderas barbaridades pedagógicas, pero jamás tendrán la oportunidad de comprobar que existen otras. formas de trabajar, distintas a la suya y quizás más válidas. Estas maestras no tuvieron la oportunidad de aprender a ser humildes.
    En cuanto a la formación, te puedo decir, que al igual que la mayoría de interinos, he hecho todos los cursos que se me ponían al alcance y que me parecían interesantes para mi trabajo. Me atrevo a asegurar que un interino tiene más horas de formación que un maestro con plaza en propiedad. Pero
    te puedo asegurar que sólo me han servido para eso, para formarme, puesto que ahora qhe tengo mi plaza, no se me reconocen los sexenios acumulados. Será como tú bien dices, más peajes.

    profesional

  2. María Victoria González permalink
    marzo 23, 2013 12:08 pm

    Hola Sonia:
    Es vergonzoso lo que está sucediendo.A pesar de tener mi plaza, conseguida después de muchos años como maestra interina, siento vuestra situación como si la estuviera viviendo yo misma.
    Efectivamente, siendo interina, he tenido que ocupar puestos de difícil desempeño, he sido coordinadora de ciclo y hasta de departamento sin tener reconocidos ninguno de esos cargos,

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: